Maduro se queda sin sitio en el Consejo de DDHH de la ONU

Venezuela perdió este martes su escaño en el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas, en una votación en la que sí salieron adelante las candidaturas de Chile y Costa Rica.

El organismo de la ONU, con sede en Ginebra, tiene 47 escaños y se renovaban catorce de ellos. El Gobierno de Nicolás Maduro, que ha sido condenado por la propia ONU por violaciones a los derechos humanos y crímenes de lesa humanidad, buscaba obtener un segundo mandato de tres años en el órgano.

Venezuela optaba a uno de los dos escaños en juego para la región de América Latina y el Caribe, que también disputaban Chile y Costa Rica. La votación en la Asamblea General de la ONU, en la que participan todos los países de la organización internacional, dio 144 votos a Chile, 134 Costa Rica y 88 a Venezuela.

Otro país con credenciales más que dudosas en el ámbito de los derechos humanos, Afganistán, tampoco consiguió el escaño que buscaba. Aunque el país está bajo control ‘de facto’ de los talibanes, su delegación en la ONU sigue en manos del anterior Gobierno, el que fue derrocado en agosto del año pasado.

«Una gran noticia»

«Es una gran noticia que la Asamblea General de la ONU haya rechazado la candidatura de Venezuela» dijo en Twitter Louis Charbonneau, director para ONU de Human Rights Watch, una de las oenegés que ha condenado el historial de violaciones del régimen de Maduro. «La brutal agresión contra opositores en Venezuela hace que el país no tenga credenciales para pertenecer al máximo órgano de derechos humanos de la ONU», añadió. «Darle a este gobierno abusivo un lugar en el consejo debilitaría la credibilidad de la ONU, dado que equivaldría a premiar a las autoridades venezolanas, permitiéndoles juzgar la situación de los derechos humanos de otros países cuando Venezuela trata brutalmente a su población».

La credibilidad de este organismo de la ONU, sin embargo, ha estado siempre debilitada. Actores con un historial pésimo en derechos humanos -como Cuba, Rusia o China, los tres con escaño en el consejo en estos momentos- han mantenido su presencia a pesar de sus abusos. E incluso han utilizado su poder político para ocultar o minimizar esas violaciones.

La semana pasada, por ejemplo, China logró que el consejo no permitiera ni siquiera tratar las acusaciones sobre violaciones de derechos humanos a la minoría uigur. La petición obtuvo solo 17 votos a favor.

El mes pasado, la misión especial de observación de derechos humanos en Venezuela de la propia ONU reiteró en su tercer informe sobre la situación en el país sudamericano la violación de derechos humanos, la represión a opositores y la participación del Gobierno en estos crímenes de lesa humanidad.

Presión contra el régimen de Maduro

Miguel Pizarro, el representante del Gobierno de Juan Guaidó ante la ONU, aseguró a la CNN que la pérdida de escaño del Venezuela significa que la presión contra el régimen de Maduro en la comunidad internacional funciona.

«Este resultado es gracias a los esfuerzos diplomático y las denuncias de abusos a los derechos humano en Venezuela»; dijo. «Las víctimas y las oenegés han trabajado constantemente para obtener este resultado».

Los otros países que consiguieron ganar su candidatura fueron Alemania, Argelia, Bangladesh, Bélgica, Georgia, Kirguistán, Maldivas, Marruecos, Rumanía, Sudáfrica, Sudán y Vietnam.

Entre las economías desarrolladas, Corea del Sur fue la única que no consiguió validar su candidatura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *