Siete muertes en dos meses en autopista Duarte

Santiago. Las muertes por accidentes en la autopista Duarte, en el tramo de Canabacoa, suman ya siete en menos de dos meses.

Los casos más recientes se registraron durante el pasado fin de semana con el fallecimiento de dos hombres, uno al ser impactado por un vehículo mientras intentaba cruzar y otro arrollado por una patana, mientras ésta daba reversa. El cuerpo de Juan Pérez, de 45 años fue dejado tirado por el conductor en el tramo de la comunidad La Concha de Canabacoa en el municipio de Puñal.

María Altagracia Pérez, hermana de la víctima, dijo que durante el pasado encuentro con las autoridades del Ministerio de Obras Públicas, las organizaciones comunitarias otorgaron un plazo de 18 días para buscar una solución al problema del tránsito que ha dejado tantas víctimas por accidentes. “Nos están llevando a que acudamos a otros métodos de protesta que no sean solo las marchas y vigilias que hemos realizado”, dijo María Altagracia Pérez.

La otra víctima fue identificada como Justo Rodríguez, de aproximadamente 40 años y que trabajaba como obrero de la construcción. Fue impactado por un camión en momentos en que se encontraba de espaldas.

El 18 de octubre, ante la cantidad de accidentes con víctimas mortales en la autopista Duarte, debido a los trabajos de ampliación de los carriles, residentes en varias comunidades del distrito municipal de Canabacoa protestaron para reclamar un puente peatonal. Los representantes de juntas de vecinos de las comunidades Los Castillos y Colorado en Canabacoa, han acudido a vigilias y encendido de velas para hacer valer sus reclamos, sin que estos sean escuchados.

Entre las víctimas de muerte en la autopista Duarte figura Ramona Casilda García, una mujer de 65 años, atropellada cuando intentó cruzar la vía. También se recuerda el caso del hijo de la periodista Mirian Cruz, que murió al tratar de cruzar la autopista. Para obligar que conductores reduzcan la velocidad, han colocado reductores en diferentes puntos a la entrada a Santiago.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *