El histórico “triple play” de las Águilas cumple hoy 64 años

““Con la vagancia…No hay ganancia”” Anónimo

Hoy no es laborable dizque para celebrar el Día de Reyes, una fecha religiosa “La Epifanía” que pasó el día 6, con los juguetes ya inservibles y las deudas por pagar, pero como dice el maestro Kinito Méndez, “Ah paísito que le gusta a la gente este”, sobre todo si es bordado con pelota, bachata, vagancia, romo y jupeo.

Hoy a partir de las 5:00 pm continúa la serie semifinal, la primera fecha de las últimas cuatro por celebrar, con partidos taquicárdicos en el estadio Quisqueya-Juan Marichal entre las Águilas Cibaeñas y los Tigres del Licey (¿habrá boletas? y a la misma hora en el Julián Javier, las Estrellas Orientales se medirán a los campeones Gigantes.

Hoy queremos en este BRV recordar y celebrar los 64 años de un hecho que pasa sin golpes de redoblantes y fue el de la primera triple matanza ejecutada en el béisbol profesional otoño-invernal dominicano.

El jueves 9 de enero de 1958, teniendo como escenario el Estadio Trujillo, en un encuentro entre las Águilas Cibaeñas y los Leones del Escogido, el cual se decidió en 11 innings con el triunfo 2×1 de los cibaeños.

El partido entra en el renglón histórico porque la defensa de las Águilas realizó un “triple play”: Los Leones del Escogido tenían corredores en primera y segunda, Bill Wilson soltó un candelazo por la esquina caliente, donde el defensor Frank Verdi hizo gárgaras con el batazo, pisó la base para el primer out, tiró al segunda base Julián Javier para el segundo y Julián soltó la esférica al primera base Dick Stuart para completar la histórica jugada que hoy recordamos.

De los tres actores de la defensa cibaeña, Frank Verdi falleció el 10 de julio del 2010 y Dick Stuart el 15 diciembre del 2002, gracias a Dios sigue entre nosotros como un trinquete Julián Javier, “El Orgullo del Jaya”. Salud y larga vida maestro de la defensa.

EL BONI MERECE RANGO DE GENERAL: Emilio Bonifacio con su bate, defensa y veloz  corrido de las bases entra en el escalafón de los grandes capitanes del Glorioso equipo azul, el de un verdadero comandante de tropa.

La entrega del Boni lo hace merecedor del grado de general, rango ganado con el coraje, pasión y entrega en cada choque del bengalès.

La directiva de Licey, que preside Ricardo Ravelo, debe darle el grado de general al “Orgullo del 8”, que innovaría el escalafón en los equipos y con este grado y abriría una página para la historia.

UN DÍA COMO HOY

1972, Charlie Sands, Águilas Cibaeñas, rompe el récord de bases por bolas recibidas en una estación con 57. La marca era de 56 por Sam Espósito, Tigres del Licey, en 1956-57.

1981, el Senado de la República aprobó en segunda lectura la Ley de Expansión del Béisbol Dominicano, sometido por Manuel A. Nolasco, senador de El Seibo por el Partido Reformista Social Cristiano.

1985, Ken Howell, lanza el noveno episodio para el Licey y preserva la victoria 5-2 ante el Escogido para su rescate 15, imponiendo récord en la Liga Dominicana.

1999, Freddy García, Leones del Escogido, dispara en el Estadio Julián Javier su jonrón 14 a Nerio Rodríguez, empatando el récord de la pelota nuestra con Dick Stuart, Aguilas Cibaeñas, en la estación 1958-59. De los 14 bambinazos del Peje Cajón, 13 fueron en el Estadio Trujillo. De los 14 de García, 6 son en el Estadio Julián Javier.

2010, los Vigilantes de Texas firman al toletero Vladimir Guerrero (La Tormenta de Don Gregorio), quien viene de una temporada llena de lesiones con los Angelinos. Se espera que sea el bateador designado titular en Texas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *